En 1,865 se construye al este del Claustro, una torre para colocar un reloj, del comerciante francés Mr. Fuchs (4). En ese año también se termina la portada de la 9a. avenida, con dos medallones de alto relieve de sus fundadores: Lic. Don Francisco Marroquín y Capitán Don Pedro Crespo Suárez, las cuales ya no se conservan (5).

Entre los acontecimientos históricos ocurridos en el edificio se pueden mencionar como más relevantes los siguientes:

La participación de la Universidad en la gesta de la Independencia, cediendo en 1821, el Salón General Mayor para las reuniones de la Sociedad Patriótica.

En 1823, el Edificio se presta para la Asamblea Nacional Constituyente de las Provincias Unidas de Centroamérica, designándose como Salón del Congreso.
La Cámara de Representantes de la República de Guatemala pasa a ocupar el Edificio en 1845, usando la Sala de Claustro, Secretaría y el Salón Mayor

La Universidad recupera su edificio por gestiones del Dr. Mariano Gálvez ante el Gobierno de la República, denominándose Academia de Estudios en 1832(6)

En 1884, la Universidad cede el Salón General Mayor para que se instale la Biblioteca Nacional hasta el año de 1957, en que se traslada a su edificio.

El edificio es destruido parcialmente por los terremotos de 1917-18, motivo por el cual Obras Públicas en 1,925, reconstruye la bóveda de la arquería con machimbre y cubiertas de lámina metálica.

Al trasladarse la Biblioteca Nacional a su nuevo y propio edificio, se inicia el proyecto de restauración del Salón General Mayor, inaugurándose en diciembre de 1961.

En junio de 1970, en el Decreto 425, del Ministerio de Educación, el edificio es declarado Monumento Nacional. La Facultad de Derecho funcionó en este edificio hasta su traslado a la Ciudad Universitaria en 1973.
El terremoto de 1976, ocasionó daños en el edificio, de tal magnitud que debió ser abandonado, y en 1980 por Acuerdo del Consejo Superior Universitario es destinado para el funcionamiento del MUSAC, ya que se consideró que arquitectónica e históricamente reunía las condiciones necesarias para un proyecto de esta naturaleza.

A finales de 1985, La Universidad encarga a la División de Servicios Generales el rescate físico del inmueble, con el propósito de instalar el Museo Universitario.

El proyecto comprendió la restauración del inmueble incluyendo el Salón General Mayor, las arquerías de las Bóvedas y linternillas. Por otra parte se dota al edificio de un refuerzo estructural que le permita resistir con mayor acierto los sismos que se produzcan en el futuro.

En el Proyecto de Restauración del Edificio, se contemplaron los requerimientos necesarios de conservación, tratando con ello de mantener la imagen que ostentaba originalmente. Asimismo, la readecuación y ampliación de espacios para el funcionamiento del Museo.


(1)Historia del Arte en Guatemala.Ernesto Chinchilla Aguilar1,965.ps. 133-5
(2)Datos Históricos del Edificio.USAC.1988
(3)General Mayor de la USAC.Francisco Ferrús.USAC.P. 24
(4)General Mayor de la USAC, F. Ferrús. USAC. p. 63
(5)Historia del Arte en Guatemala, CHINCHILLA A. p. 133
(6)Anotaciones sobre la Real y Pontificia USAC.Erick Chinchilla García.USAC. 1988. p.


<- Página anterior